COMO DARLE LA MEDICACIÓN AL GATO

7/8/2014

                                                                         Manuel Arencibia Jimenez (Clínica veterinaria LOS GALGOS)

 

Como dar la medicacion al gato, comprimido, capsula, jarabe o pasta

 

A algunos no les gusta nada el sabor de algunos medicamentos o se ponen muy nerviosos y babean durante minutos y minutos, no te preocupes, realmente no les pasa nada. Los gatos son mas complicados de tratar que otras especies. Paciencia.

 

Comprimidos o capsula

 

Si se trata de un comprimido que puede ser molido, machacalo muy bien. Podemos mezclarlo con una pequeñísima porción de algo muy apetitoso, como aceite de atún, paté de higado, queso en crema o fundido, yogur, dulce de leche, alimento húmedo en lata para gato que le guste… Una vez mezclado, damos siempre primero una pequeñisima porción del producto pero que no lleve el comprimido molido, para que se confíe y no sospeche, e inmediatamente después damos la porción que lleva el comprimido molido.

Otra opción es darle esta misma mezcla pero embadurnandole alguna de las extremidades delanteras, así comenzará a limpiarse y lamerá la mezcla. Como es apetitoso, en poco tiempo se lo habrá tomado todo. 

Si es una capsula lo que haremos es abrirla y será su contenido el que mezclemos.

      

Si no queda otra alternativa que darle el comprimido entero o capsula (más difícil) hay que llamar alegremente al gato, y hablarle en forma amistosa, mientra se lo envuelve con una toalla dejando afuera solamente la cabeza, porque sí el nota que se está serio, angustiado o preocupado lo captará enseguida y el también sufrirá stress y dificultará el procedimiento.
Hay que ubicarlo en un lugar que le impida retroceder o envolverlo de forma que no pueda retroceder, hay que tener en cuenta que hay muchos gatos que se resisten y pueden morder, por eso se debe hacer con una ayudante que tome fuertemente con una mano la parte de la toalla que rodea la cabeza y el cuerpo envuelto (no es asfixiarlo, sino que sea difícil que se escape o saque las uñas). Hay que poner el comprimido en un lugar visible y de fácil alcance. Sostener el comprimido entre el pulgar y el dedo índice de una mano.
Con la otra mano, suavemente (pero a la vez firmemente) se toma la cabeza del gato y se le abre la boca con el dedo índice y pulgar, inclinando la cabeza hacia atras y por lo que el maxilar inferior se abrirá más fácil, con los dedos se pone la pastilla en el fondo de la arcada dentaria, lo más adentro posible (en el dorso de la lengua) y cerramos la boca, dejando que la cabeza vuelva a la posición normal, frotando suavemente la garganta o soplamos la nariz, esto ayudará al reflejo de deglución. Se le puede dar un poco de agua con una jeringa inmediatamente por un lado.
Luego que ha tomado el medicamento, hay que hablarle con tranquilidad y acariciarlo  un ratito, hasta que se observe que el animal está tranquilo, también le puede dar un obsequio que a ellos les gusta como una porción de atún en aceite, dulce de leche, yogurt, etc., esto facilitará las cosas en las administraciones futuras.

 

Jarabe o pasta en jeringa

 

Los medicamentos en pasta o líquidos, se ponen en una jeringa según la dosis que ha prescrito el veterinario. Lo mejor es siempre entre dos personas, uno sujeta al gato (si fuera necesario envolviendolo en una toalla), y el otro le introduce por la comisura del labio la punta de la jeringa (mejor si es fina, las jeringas gordas lo complican todo) , introduciendo, poco a poco, su contenido dentro de la boca. A veces conviene mezclarlo con un poquito de aceite de atún (muy poquito).