Limpieza de boca

la infección constante en la boca es causa de otros muchos problemas digestivos, renales, cardiacos, hepáticos...

Es muy frecuente, especialmente en razas pequeñas y con mas de 5 años de edad comprobar que el sarro, la placa bacteriana, y los cálculos dentales producen una infección bucal, con estomatitis, gingivitis y sialorrea, que provocan un fuerte olor bucal, un mal aliento (halitosis), que en ocasiones hace desagradable permanecer cerca de nuestro perro.

 

Esta desagradable halitosis puede eliminarse o disminuirse notablemente eliminando el sarro formado en la boca, especialmente en las muelas. Con ello también conseguimos disminuir notablemente la infección bacteriana, por lo que el perro tendrá menos probabilidades de padecer problemas gastrointestinales, cardiacos, inmunológicos... y por supuesto podrá comer mejor.

 

En muchas ocasiones, muchas piezas dentales tienen caries o están medio sueltas, por lo que se puede aprovechar la ocasión para extraer estos dientes. 

Suponga el dolor crónico que padecen estos animales, que como no se pueden quejar, padecen silenciosamente este mal, dándonos cuenta por el fuerte olor de su aliento, porque dejan de comer algún alimento que le gustaba mucho, o por el cambio de carácter y mayor tristeza, que desgraciadamente muchos dueños achacan a la edad.

 

La infeccion bucal crónica es origen de otras muchas patológias, desde circulatorias, a cardiacas, inmunológicas o digestivas… y pueden ser la causa originaria del acortamiento de la vida.

 

En la Clínica veterinaria Los Galgos, conscientes de que la mayor parte de los perros y gatos que padecen esta enfermedad son mayores, utilizamos los productos más seguros a la hora de anestesiar a su mascota, pues es imposible realizar una limpieza bucal en los animales sin anestesiarlos. Normalmente el mismo día ya está en casa, y en 1-2 días podrán comer como siempre, incluso pienso. Te lo agradecerá.